Por Emilo López Muntaner


Venís manifestando la recuperación de México para Iberoamérica, en qué basás esta idea?

Está claro que Iberoamérica perdió a México cuando este se unió al NAFTA, está claro que había una relación histórica, del Peronismo con el PRI, de la música mexicana con la nuestra, de nuestros exiliados, y de repente lo perdimos, y México de alguna manera debía mirar hacia el norte, y si miraba al norte le daba la espalda al sur, y en el sur estamos nosotros, esto cambió, ahora le van a hacer un muro, deben darle la espalda al muro por lo tanto deben mirar al sur, y nosotros como corresponde, Iberoamérica recupera a uno de sus pueblos principales, fundadores de este mestizaje que arranca al sur del Río Bravo, y nosotros felices de que México vuelva a mirar al sur, y de que Iberoamérica vuelva a ser Iberoamérica, me parece que es el designio histórico, finalmente estamos pensando en el Gran México, en la Gran Colombia, en la Gran Argentina, pero no en términos imperiales, en términos de construir ese espacio común que obviamente, primero lo subregional, luego lo regional y luego, lo continental, entendiendo el continente hasta el sur del Río Bravo.

La experiencia de Colombia de este acuerdo entre la oligarquía nativa y las fuerzas revolucionarias, ¿lo ves como un avance importante para tener en cuenta como faro para algunas reformas en algunos países americanos?

Sí y no sólo nosotros, este fin de semana el diario La Nación sacó una nota muy importante sobre la Gran Colombia, lo que implicaría como mercado, cantidad de habitantes, si el diario de la oligarquía nativa está pensando en la Gran Colombia, nosotros también debemos pensar en la Gran Colombia, la Gran Argentina, pero desde el Peronismo, uno lo plantea en esta hermandad de los pueblos, no desde una visión de hegemonía o liderazgo sino de compartir, pero en un espacio económico, que está claro, que es subregional y que incluye a la Argentina como un actor central.

Última reflexión, ¿cómo ves los primeros días de Trump como presidente de los Estados Unidos?

Está cumpliendo su plataforma, la va a cumplir, y yo creo que es para reflexionar, creo que se viene un nuevo Yalta entre Rusia y EEUU, y tenemos que rezar para que en esa mesa esté sentado Su Santidad, si está sentado Su Santidad, tenemos garantías de que podemos construir un mundo que tienda hacia el humanismo cristiano y sino, no.

¿Quiénes son los perdedores del nuevo Yalta?

A: No hay duda que los Europeos y los Chinos, a nosotros se nos abre la ventana de oportunidades, porque en este mundo nuevo cuando se baraja y se da, tenés la posibilidad de consolidar tu espacio, por eso hablo de la Gran Argentina, la Gran Colombia, México, y que entre los tres podamos armar un espacio más que relevante, es el desafío, mientras ellos reflexionan estos temas y tomando sus decisiones de política económica nosotros también podemos avanzar en esto. Finalmente Trump va a ser algo en términos de comercio exterior, similar a lo que hicimos nosotros 4 años atrás, el único país que objetivó esta política fue el nuestro, los que éramos el pasado, pasamos a ser el futuro, si se está estructurando una nueva Yalta, obviamente que el mundo cambió y eso estructura un panorama absolutamente distinto, también en el movimiento nacional, por eso el movimiento nacional de Colombia es tan interesante, nosotros le llevamos al resto de los pueblos la ventaja de que Perón y Eva vieron esto hace 70 años.

1 Comentarios

  1. DICTADURA MACRI MAGNETTO MASSA MITRE UCR BLAQUIER MOYANOS DAER Y LA DAIA

    ResponderEliminar